Al usar nuestro sitio web, está de acuerdo con que utilicemos cookies.
Más info. ACEPTO

Mujer de 74 años denuncia a sus 4 hijos por haberla dejado fuera de su casa luego de haber cambiado la cerradura

“Mis hijos me dejaron en la calle”. La historia de la señora Josefa Cala Caro, de 74 años, es de esas que van de lo indignante a lo absurdo, porque bien sabemos que en todas las familias hay diferencias, pero el maltrato que recibió esta madre, ninguna debería sufrirlo.

La señora Josefa vive en Badalona, España y tiene cinco hijos. Su salud se ha visto deteriorada por un ictus que le afectó la mitad izquierda del cuerpo y que la obligó a permanecer una temporada en el hospital.

Tras varios días de rehabilitación, Josefa quiso volver a la tranquilidad de su casa para terminar de recuperarse, pero se encontró con la increíble sorpresa de que dos de sus hijos usurparon su vivienda y cambiaron la cerradura para que no pudiera ingresar.

No contentos con eso, internaron a su madre en un asilo de ancianos contra su voluntad, ya que Josefa tiene limitaciones físicas y no puede valerse por sí misma, pero está completamente lúcida y en ningún momento cedió su casa a nadie.

Una de sus hijas que vive en Bélgica, no tuvo más remedio que desplazarse hasta Badalona para intentar ayudar a su madre. Tampoco puede entender la actitud de sus hermanos que se niegan a abrir la puerta, no responden a sus llamados e incluso no le permiten a Josefa retirar sus pertenencias, de modo que la pobre mujer, ni siquiera puede contar con su propia ropa o algunos de sus efectos personales.

Al parecer, algunos vecinos pudieron saber que los hijos de Josefa que han usurpado su casa, se niegan a recibirla porque no tienen intención de cuidarla dado su delicado estado de salud y consideran que estaría mejor en otro lugar.

Pepita, que es como le gusta a Josefa que la llamen, está sumergida en un inmenso dolor y sus emociones van desde la pena y la angustia hasta el enojo y la indignación porque sus hijos hasta le quitaron el teléfono para que no pueda pedir ayuda.

Josefa construyó su casa casi con sus propias manos y con su único esfuerzo cuando se separó de su marido hace ya muchos años y crió ella sola a sus cinco hijos. Es realmente increíble que hoy algunos de ellos le devuelvan tanto sacrificio con desprecio y abandono.

Ya hace un año que Pepita soporta como puede esta situación y espera que se haga justicia. Su hija menor Carmen, trata de ayudarla como puede, pero es muy difícil hacer trámites cuando ni siquiera pudo recuperar los documentos de Josefa y el título de propiedad de su vivienda, ya que sus hermanos se niegan a darle esta documentación.

Los procesos judiciales son lentos en todos los países, pero Josefa ya no puede seguir esperando que sus hijos le devuelvan la casa que le pertenece y de la que se han apropiado con total desparpajo, dejando en la calle a su madre, de manera tan injusta.

“Si es duro que ocupen tu casa sin que puedas hacer nada, imagínate el dolor si quienes te dejan en la calle son tus propios hijos, a quienes como madre y a pesar de todo, sigues queriendo. Incluso con todo lo que te están haciendo sufrir”, contó Josefa a un canal de televisión que le dio un espacio para que cuente su triste historia.

Asimismo, no sólo quiso exponer su situación en los medios para que la ayuden a recuperar su casa, sino que espera poder advertir a otros que puedan pasar por su misma situación y estén prevenidos de lo que les pueda suceder.

¿Qué sentimientos te genera esta triste historia? No dejes de comentar y compartir.



Deja tu comentario sobre lo que viste



serfeliz.life - Historias hermosas que merecen ser contadas.



Políticas de privacidad